Crítica: La volta al món en 80 ties – Sala Atrium

Sala Atrium

4 out of 5 stars (4 / 5)

Una reivindicación de la mujer en palabras mayúsculas. El otro día tuve el placer de poder disfrutar de La volta al món en 80 ties en la Sala Atrium, y he de decir que es una obra muy necesaria para la sociedad en la que vivimos.

Una obra en la que por primera vez se va valor y se visibiliza el papel de 80 mujeres que durante muchos años han quedado en un segundo plano y no han recibido el reconocimiento que requerían por un simple hecho: por ser mujeres en un mundo dominado por los hombres.

Una lección de feminismo que pone de relieve el camino tan difícil que las mujeres han tenido que caminar para alzar su voz. Un camino del que todavía queda mucho por recorrer. ¡Espectacular!

La volta al món en 80 ties: un grito al feminismo de la mano de grandes mujeres

Empieza la obra con la obra, dos mujeres, una pantalla que servirá como hilo conductor de la historia y un público dispuesto a viajar por el tiempo para descubrir 80 tias que marcaron un antes y un después en la historia, dejando una huella que tantas veces se ha intentado borrar con el peso de las pisadas de los hombres sobre su camino. Georgina Llauradó y Cristina Martínez serán las encargadas de ponerse en el papel de estas mujeres a partir de una obra bajo la dirección de Joan Codina que nos hará reír, nos emocionará, pero que sobre todo nos hará reflexionar sobre el papel de la mujer a lo largo de los años.

Emprendemos este viaje al pasado de la mano de Egeria, a partir de la cual seguiremos una línea temporal que empezará en el siglo IV y nos hará replantearnos la historia. Con Hedy Lamar aprenderemos que fue ella la precursora del Wifi y el Bluetooth, conoceremos a Gerda Taro, que por primera vez no se atribuirá a Robert Capa y aprenderemos junto a Emma Goldman y Mary Wolstonecraft las bases del feminismo. Todo ello, sin olvidar a Malala Yousafzai, una de las pocas mujeres que cuentan con el reconocimiento del premio novel de la paz.

Gran Show que lleva el dinamismo y la interacción al extremo

La volta al món en 80 ties es un show en palabras mayores, contando con números musicales,  baile, canto y todo ello acompañado de grandes interpretaciones que hacen de esta obra un espectáculo del que seguro no te olvidarás. Todo ello, hace que, aunque el escenario no cuente con un gran atrezzo, cada escena sea única e impredecible.

Una parte muy importante de este espectáculo es sin duda la música en directo, que sirve como hilo conductor. Con tan solo un piano y un mezclador de sonidos de la mano de Cristina Martínez y con la voz y presencia escénica de Georgina Llauradó consiguen recrear grandes hits que han marcado a tantas mujeres. Desde una actuación estelar de <<You don’t own me>>, pasando por grandes voces como las de Aretha Franklin, Beyonce, Jennifer Lopez o hasta el mítico <<Girls just wanna have fun>> de Cindy Lauper hasta llegar a uno de los himnos más actuales del feminismo como lo es <<Ella>> de Bebe. Toda una declaración de intenciones que aporta dinamismo a la obra.

Además, el público también formará parte de la obra, con juegos interactivos que podrán a prueba nuestro conocimiento sobre estas mujeres que tuvieron un papel tan importante. Desde jugar al quien es quien hasta hacer un concurso al más estilo quién quiere ser millonario. Una forma muy acertada de sumergirnos en la obra y a la vez aprender más sobre estas 80 mujeres. Sin duda, no hay lugar al aburrimiento.

Un homenaje con un enfoque un tanto general

El reto al que se enfrentaban estas dos actrices no era nada fácil, y es que quien habría dicho que se podrían incluir 80 mujeres en una función de unos 70 minutos. No es muy difícil hacer las mates, quedándonos con menos de un minuto para explicar cada una de ellas. Hubo momentos en los que me sentí como si se tratara de una carrera contrarreloj, con mi cerebro intentado acumular todos sus nombres, profesiones y grandes logros en un tiempo récord, hasta que vi que era imposible.

Sinceramente, aunque creo que es un gran homenaje que pone en valor el papel de las mujeres, creo que puede ser un poco abrumador a la vez que confuso y frustrante. Como las actrices dijeron, era complicado elegir que mujeres representar y cuáles dejar atrás entre la gran lista con la que contaban. A mí, personalmente, me faltó un poco de profundidad, conocer a las «tíes» una por una y no como un número más para llegar a las 80. Creo que sería una buena idea haber planteado el espectáculo como una serie de funciones, en las que se presentaran a 10 o 20 mujeres en vez de quedarse un poco en la superficie.

La volta al món en 80 ties es sin duda una obra que va a dar que hablar y que recomendaría. Aunque me pareció que se podría haber planteado de otra forma y focaliza en menos mujeres para sumergirnos mas en sus historias, creo que es una obra sin precedentes con un mensaje que traspasa las fronteras que tantas veces han dejado a las mujeres invisibilizadas. Un gran homenaje a las mujeres, del que nos permitirá conocer un poco más del mundo en el que vivmos.


  • Lo que más me gustó: la forma de enfrentarse al tema, como un show interactivo con música y juegos que aportan frescura a un tema tan necesario y del que tan poco se habla.
  • Lo que menos me gustó: que presentaran tantas mujeres en tan poco tiempo. Me pareció un poco abrumador y no me dio tiempo a asimilar toda la información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *