7 de los mejores caminos de ronda en la Costa Brava – ¡GENIALES!

Desde las poblaciones de Blanes hasta Portbou, rodeadas por el Mar Mediterráneo se pueden encontrar localidades maravillosas para visitar y disfrutar del buen tiempo tan característico del verano. En este artículo de Espectáculos BCN hemos preparado una lista de 7 de los mejores caminos de ronda de la Costa Brava para que te animes a realizarlos este verano y descubras las maravillas que se esconden en esta zona litoral. Senderos que fueron creados para vigilar el contrabando en el mar son ahora el destino de muchos amantes de la naturaleza. ¡Anímate a descubrirlos!

Los mejores caminos de ronda en la Costa Brava

Para conocer la preciosa zona litoral de la Costa Brava no hay un modo mejor de hacerlo que a través de los Caminos de Ronda más conocidos del lugar. Hemos recopilado 7 rutas maravillosas que te encantarán y con las que disfrutarás a lo grande realizándolas y conociendo las mejores playas y calas de la Costa Brava y los paisajes más bonitos.

Aquí tienes una selección de los mejores caminos de ronda en la Costa Brava para que disfrutes de la naturaleza al más puro estilo mediterráneo. ¡No dudes en animarte a probar esta experiencia este verano que se aproxima!

Caminos de Ronda de Lloret de Mar

Encontramos en la localidad de Lloret de Mar dos de los Caminos de Ronda más conocidos por los amantes de las excursiones. Caracterizados por sus calas de agua transparente rodeadas de vegetación -pinos en especial- y con algún que otro acantilado de roca vertical, te recomendamos el que comienza en la preciosa cala Sa Caleta a los pies del precioso Castillo d’en Plaja. Recorrerás distintas calas donde podrás practicar snorkel en la Costa Brava o simplemente pararte a descansar hasta llegar a la Punta dels Cabdells. Este recorrido ocupa una media hora si se hace del tirón pero lo verdaderamente emocionante es pararte en las calas a disfrutar de la naturaleza.

Otro de los Caminos de Ronda conocidos en Lloret es el que comienza en el extremo sur del paseo marítimo del lugar. Empezarás llegando a la Cala Banys y pasarás por un mirador precioso donde conocerás a la famosa Dona Marinera, una escultura con historia. El camino continúa hasta el castillo de San Juan o depende si te interesa, hasta la Playa de Fenals. Magnífico.

De Cala Sa Tuna en Begur a a la Playa del Racó en Pals

Otro de los mejores mejores caminos de ronda en la Costa Brava lo encontramos en Begur. Tiene una duración de dos horas si se hace del tirón y ocupa unos 8 kilómetros. Pasarás por l’Illa Roja, Sa Riera, Aiguafreda o Sa Tuna, diversas playas y calas de la zona que te van a enamorar. Suele iniciarse el recorrido en Begur, en la Cala Sa Tuna que además dispone de parking. A partir de aquí y con vistas a las Illes Medas podrás adentrarte en la maravillosa vegetación mediterránea y descubrir las mejores calitas. El camino finaliza en la Playa del Racó en Pals y merece mucho la pena.

De Calella de Palafurgell a Llafranc

Calella de Palafurgell es el principio de este Camino de Ronda que te presentamos, una localidad preciosa que si aún no conoces tienes que hacerlo ya. Recomendamos pasear por el casco antiguo del pueblo antes de iniciar la excursión y enamorarse de su encanto de población marinera que tanto gusta a los visitantes. El Camino de Ronda ocupa unos 1,5 kilómetros, es cortito, sencillo y para toda la familia. 20 minutos de paseo hasta llegar a la población de Llafranc rodeados de pinos y paisajes maravillosos.

Camino de Ronda en Cadaqués

En Cadaqués encontramos otro de los mejores caminos de ronda en la Costa Brava. De hecho, Cadaqués es probablemente uno de los pueblos más bonitos de Cataluña . Sus paisajes están sacados de una auténtica postal y recuerda a un cuadro impresionista de los mejores artistas. Aquí se encuentra nuestra siguiente recomendación, un Camino de Ronda muy especial de unos 8 kilómetros que cruza toda la población y termina, junto a un faro, en uno de los mejores miradores de Cataluña.

Recomendamos calzado cómodo y agua para soportar el sol e hidratarse bien, además de muchas ganas de descubrir parte de la historia artística catalana como es la casa-museo del pintor Salvador Dalí. Un camino muy especial con calas bastante íntimas y paisajes que te dejarán sin habla.

Desde la Playa de la Fosca a la Playa del Castell en Palamós

Este Camino de Ronda se desarrolla en gran parte en la localidad de Palamós. Es muy sencillo y de baja dificultad así que ideal sino quieres cansarte demasiado o no puedes hacer mucho deporte y forzar el cuerpo. 6 km de duración empezando desde la Playa de la Fosca pasando por el popular paraje de la Pineda d’en Gori donde puedes descansar, comer algo…

Este lugar contiene diversos ejemplares de Pino Blanco que seguro te encantan y te resguardan del sol. Conforme continúes encontrarás un preciado Bien de Interés Cultural: la Cala S’Alguer, llena de espectaculares casitas de pescador. Continuaremos por lugares maravillosos y terminaremos el camino en la Cala Castell, un lugar magnífico.

De Sant Feliu de Guíxols a S’Agaró

Desde Sant Feliu de Guíxols también podemos emprender otro de los mejores caminos de ronda en la Costa Brava. Este es uno de los mejor cuidados y más elegantes. El sendero pasa por diversas casas señoriales y urbanizaciones lujosas que tienen vistas a primera línea de mar, las mismas que podrás tener mientras realizas el paseo. Se suele empezar en Cala Jonca pero si te interesa reducirlo puedes comenzar en la Playa de Sant Pol.

Hay bastantes acantilados así que las vistas serán impresionantes, pasarás también por diversas calas como Cala Pedrosa, o Cala Ametller así como la Playa de Sa Conca. Muchas de las casas que verás son modernistas así que si eres amante de este tipo de arquitectura o quieres descubrirla más, será una experiencia inolvidable.

De Port de la Selva a Llançà

Y terminamos este repaso a los mejores caminos de ronda en la Costa Brava para hablar del que comienza en Port de la Selva y continúa hacia el Faro de s’Arenella y el Cap de Boi. No es una ruta circular por lo que para volver, la ruta debe repetirse igual o pensar en un transporte para volver. El final del recorrido es Llançà, una población maravillosa donde podrás comer buena comida y darte un baño. Pasarás también, durante el camino, por las Illas Falcó y por el Illot del Castellar, merece mucho la pena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *