Crítica: Karaoke Elusia – Sala Beckett

4.5 out of 5 stars (4,5 / 5)

La amistad, el suicidio juvenil, la salud mental, el bullying… El joven dramaturgo Oriol Puig se estrena en la Sala Beckett con su primera obra Karaoke Elusia. En ella, estos temas tabú salen a relucir para dar conciencia de la realidad a la que se enfrentan muchos adolescentes hoy en día; una realidad que en muchas ocasiones puede pasar desapercibida, o que simplemente no queremos ver o no sabemos como afrontar. Una realidad de la que nadie nos habla.

Esta obra ha podido salir adelante y ver la luz gracias al proyecto internacional Extended Universe, en apoyo a las creaciones de jóvenes dramaturgos para promover su implicación en la práctica escénica. Con Karaoke Elusia volveremos a rememorar esos años de instituto junto con este grupo de tres amigos que se enfrentaran a situaciones tan inesperadas como el intento de suicidio de uno de ellos. Una obra que te emocionará, te hará reír y sobre todo pondrá sobre la mesa la importancia de la amistad en una etapa tan complicada como lo puede ser la adolescencia.

Karaoke Elusia, una historia de amistad en la adolescencia

Se apagan las luces y empieza la obra. Mires donde mires, el público está expectante de lo que están a punto de vivir. En el centro, un grupo de tres amigos: Sam, Anita y Cristian. Estos tres personajes serán los que nos guíen a lo largo de la hora y media en la que podremos descubrir todos los entresijos su último año de instituto, un año en el que su amistad les ha servido como refugio para escapar de la realidad. Y es que así es la adolescencia, en un momento estás en la cresta de la ola y al otro te encuentras cayendo en picado sin saber si vas a poder sobrevivir el golpe. Parece que así es como se sintió Sam cuando decidió cortarse las venas en un intento fallido de quitarse la vida.

Sam, Anita y Cristian deciden celebrar su propia graduación en un Karaoke, que en la obra se presenta como un lugar seguro, donde nadie puede ser juzgado, donde se pueda hablar abiertamente de lo que sea. En esas cuatro paredes rememorarán un año difícil, sumergiéndose en temas tan importantes y a la vez invisibilizados como lo son el suicido juvenil, la salud mental o el bullying. ¿Podrá esta amistad recuperarse de las heridas del pasado?

Interpretaciones estelares que dan vida a una obra sin precedentes

Uno de los puntos fuertes de Karaoke Elusia es sin duda la calidad interpretativa de Lluís Arruga, Biel Montoro y Valèria Sorolla que han sido capaces de dar vida a este proyecto sin precedentes creado por Oriol Puig. Estos tres actores no solo interpretan a Cristian, Sam y Anita, sino que cargan con el peso de la obra transitando entre diferentes personajes, poniéndose en la piel de los padres, tutores, compañeros de clase y hasta convirtiéndose en narradores para guiarnos por la trama.

Ellos mismo consiguen rellenar el espacio con sus cuerpos. Entras y lo primero que te sorprende es ver una sala desnuda, sin ningún tipo de adorno, con público en las cuatro paredes y dos sillas, unos micrófonos y un altavoz para explicar su historia. Esta disposición escénica ayuda a representar un ambiente real, sin florituras ni tapujos, en el que discutir temas tan importantes y reales para los adolescentes.

Ambigüedad y confusión en algunos momentos concretos

Aunque me pareció que la interpretación y el papel que jugaron los personajes estuvo espectacular durante toda la obra, cautivando al público de principio a fin, es verdad que en algunos momentos sentí cierta confusión en cuanto a los saltos en el tiempo. Todo empieza en el Karaoke y no es hasta más tarde que te das cuenta de que esta misma noche es la que se rememora al final, es el camino en el que desemboca toda la historia. Aunque es de admirar el trabajo de los intérpretes ante un guion con tantos cambios de dinámicas y de personajes, en algún momento puede llegar a crear cierta ambigüedad en el espectador.

Por otra parte, también me choco un poco el hecho que, al enfrentarse a un escenario a cuatro bandas, hubiera escenas en las que los actores te dieran la espalda. Pero entiendo perfectamente que hay un trabajo de adaptación detrás y que se tuvo que plantear de esta forma, así que con todo y con eso también debo decir que dada la situación supieron aprovechar bien el espacio, moviéndose por toda la sala e intentando hacer que el espectador se sintiera incluido

Contantes guiños y referencias que te hacen tener los sentimientos a flor de piel

Durante la hora y media que dura Karaoke Elusia, las emociones están aseguradas. Y es que es imposible no empatizar con los personajes, sentirse identificado con los guiños tan acertados que se hacen de la sociedad actual y hasta sentir tus sentimientos a flor de piel mientras te sumerges en esta producción de principio a fin.

La música es sin duda el hilo conductor de este Karaoke, en el que nos emocionaremos de la mano de Sargento de Hierro y nos podremos en pie con grandes hits como la mítica We Can’t Stop de Miley Cyrus o Papaoutai. Tampoco podrán faltar las referencias a grandes influencias para los adolescentes de hoy en día como lo es Lola Índigo.

Las risas también están aseguradas, y es que los guiños a la sociedad en la que vivimos hacen que la sala se llene de carcajadas al hablar del Facebook como algo que solo usan los Hipsters, pasando por lo que implica ser Emo hasta llegar a una de las situaciones en las que se encuentra estos tres amigos, desde empezar a fumar marihuana hasta el vestuario de la graduación. También cabe resaltar las constantes referencias a Harry Potter, que pude ver reflejadas en cada uno de los personajes, como si Sam, Anita y Cristian se mimetizaran en Harry, Hermione y Ron respectivamente.

Karaoke Elusia, una obra que va a dar que hablar

En definitiva, me parece que Karaoke Elusia es una gran obra y que su autor ha conseguido con creces el reto de enfrentarse a este proyecto y llevarlo adelante con la ayuda de unos intérpretes tan jóvenes para dar a conocer una realidad por la que muchas veces se pasa de puntillas. Es una obra que va a dar que hablar, siguiendo el camino de grandes referentes como las series de Netflix Thirteen Reasons Why o Élite.

Karaoke Elusia me enganchó desde el primer momento y me cautivó durante la hora y media hasta la escena final. Salí de la sala emocionada, después de ver un escenario rodeado de gradas con gente levantada aplaudiendo a los actores, que salieron hasta tres veces a saludar con gestos de alegría y agradecimiento. Una experiencia teatral fantástica que sin duda recomendaría.


  • Lo que más me gustó:la historia que se quiere explicar y la forma en la que se explica, sacando a la luz temas tan presentes en la adolescencia y dándoles visibilidad
  • Lo que menos me gustó:los cambios forzados de dinámicas, escenas y personajes que en algunos momentos podían hacerte perder el hilo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *