Descubre los 5 pueblos ABANDONADOS más visitados de Tarragona

En la actualidad hay un centenar de pueblos abandonados en Catalunya, que forman parte de los miles que existen en toda España. En este artículo de Espectáculos BCN haremos un recorrido por las localidades deshabitadas más importantes de Tarragona. Juntos conoceremos su historia, sus leyendas y entenderemos por qué vale la pena recorrer estos lugares. ¡Prepárate para descubrir los pueblos abandonados de Tarragona!

Pueblos abandonados de Tarragona

Los cambios de paradigma no cesan, es por eso que la vuelta a la naturaleza y el intento de rutinas menos consumistas han hecho de los pueblos abandonados de Tarragona uno de los focos principales de atención. A poca distancia en auto desde Barcelona, en bicicleta o en transportes combinados con trekking, están los rastros de comunidades enteras que sucumbieron frente a diversas crisis.

Algunos de estos poblados son muy pequeños y no tan visitados, pero las almas aventureras que saben llegar experimentan el silencio y la nostalgia única que transmiten. Tal es el caso de Savella, situado en la parte occidental de Conesa o Selma, localizado en la comarca del Baix Penedès, que perdió al último de sus vecinos a principios del siglo XX.

Sin embargo otros, no tan distintos de tamaño, pero con historias que han dado que hablar, se han convertido en parada obligatoria para aquellos que visitan Tarragona. ¿Estás listo para conocerlos? ¡Empecemos!

La Mussara, tierra misteriosa

La Mussara. Fotografía de Anton Briansó.

Es una villa compuesta de restos de edificaciones antiguas, ubicada en Vilaplana y es uno de los pueblos abandonados de Tarragona más famosos. Con una edad promedio de 800 años, se ha establecido que en el pasado había sido una localidad rica, en la que se realizaba agricultura y se daban casualidades naturales beneficiosas como un embalse natural que crecía con la lluvia y del que bebían los animales.

Pero esta suerte no fue duradera, ya que en el siglo XX una epidemia de insectos (filoxera) atacó la vid, fuente principal de trabajo y en conjunto con la progresiva falta de agua, terminó por darse el inicio del despoblamiento. En 1961 sus caminos empedrados dejaron de tener pasos y un eco sombrío quedó resonando entre en las casas.

Las personas que eligen dar un paseo por Cataluña y sus recónditos lugares, al llegar a La Mussara se encuentran con un mirador con vistas espectaculares, un gran estanque, construcciones tradicionales y con la Iglesia de San Salvador, motivo de todo tipo de mitos, como por ejemplo que se escuchan campanadas cuando baja la niebla y que es un acceso a mundos paralelos en el que numerosas personas han desaparecido. ¿Te animas a ir?

El Fonoll, paraíso nudista

El Fonoll. Fotografía de EFMR.cat – Conca de Barberá.

¡Así es! has leído bien, El Fonoll es una localidad que tiene el nudismo y el naturismo como filosofía. Pero la realidad es que se trata de un pueblo abandonado, situado en la Cuenca de Barberá y su existencia data del año 1305. Este pueblo de Tarragona, de resplandeciente naturaleza, ha estado en ruinas desde que todos sus pobladores originarios se alejaron en búsqueda de mejores condiciones de vida.

La novedad sucedió en el año 2000, cuando una empresaria de Barcelona inauguró un centro naturista, luego de comprar 150 hectáreas. Actualmente es posible recorrer las viejas arquitecturas y disfrutar el panorama histórico de la zona, pero también es posible acampar, dormir en algunos edificios restaurados, hacer picnics y conocer las instalaciones del nuevo Fonoll. ¡Una experiencia única!

Remullà, la huella del pasado

Remullà. Fuente: Wikiloc, autor Jagasso.

Es una aldea deshabitada, ubicada en Vandellòs. Consta de un veintenar de viviendas desiertas, de fabulosa construcción, y fue en los años 60’ cuando las últimas personas que allí vivían decidieron irse. Este lugar, rodeado de montañas y ubicado en una altitud que permite tener una visión exquisita de los alrededores, es el vestigio de una comunidad que trabajaba la agricultura y la ganadería.

Actualmente se hace una misa en la iglesia de Vandellòs en honor a Sant Miquel y una procesión hasta Remullà. Es, sin dudas, un punto ideal para las personas que desean conocer las raíces de Tarragona y vivenciar su historia. Es un lugar muy bonito de Catalunya y que merece la pena descubrir.

Marmellar, lugar de brujerías

Marmellar. Fotografía de Enric by Creative Commons.

Situado en el Baix Penedès, es otro de los pueblos abandonados de Tarragona más famosos, con orígenes confirmados en el año 1023, que desde la época del 1700 comenzó a sufrir una fuerte reducción de habitantes a causa de las condiciones difíciles de vida. El transcurso del tiempo no favoreció la crecida del espacio y la guerra civil colapsó sus posibilidades de cambio. Ya en 1976 quedó completamente vacío luego de que un incendio arrasara con la zona.

Desde entonces sus ruinas permanecen “de pie” entre el verde de la vegetación y están en boca de muchos, ya que no solo ha sido el escenario de crímenes lamentables, sino que se han encontrado simbologías de magia negra que han despertado el interés de los estudiosos de leyendas y ocultismo, quienes han enfatizado que Marmellar es un foco de hechicerías. Esta fama, lejos de espantar turistas, atrae todos los años a miles de curiosos.

Corbera d’Ebre, el paso de la guerra

Corbera d’Ebre. Fotografía Calafellvalo en flickr.

Corbera d’Ebre es una de las puertas de acceso a la comarca de la Terra Alta, se encuentra a unos 337 metros de altitud y está rodeada por las serres de Cavalls i de la Torre y la Serra de la Fatarella. Esta localidad sufrió su máximo infortunio durante la Guerra Civil, en la conocida batalla del Ebro.

El pueblo quedó completamente destrozado y los habitantes lo fueron abandonando paulatinamente, buscando asentarse en la parte baja del monte, donde en el presente está ubicado Poble Vell, la herencia de Corbera. Una de las atracciones más apreciadas por quienes eligen pasear por las ruinas de este lugar, es el Abecedario de la Libertad (L’Abecedari de la Llibertat), que se convirtió en un monumento mundial a la paz.

Te compartimos un vídeo sobre La Mussara, para que puedas conocer los caminos de este pueblo abandonado de Tarragona. ¡Que lo disfrutes!

Repoblaciones posibles y compras asombrosas

  • Prat de Comte (Terra Alta), ha resurgido de las -casi- cenizas luego de que en 2016 se publicaran anuncios desesperados ofreciendo ayuda económica y trabajo en el comercio del aguardiente, a las familias con niños que decidieran mudarse al lugar. Si bien todavía falta un largo trecho para hablar de “estabilidad”, la escuela permanece abierta y se vislumbra un lento crecimiento.
  • Esbalda, por su parte, ubicado en el Alt Camp, llevaba años abandonado hasta que unos jóvenes decidieron trasladarse allí buscando la tranquilidad. Pero el negocio inmobiliario no perdió el tiempo y pronto se puso en venta. Sí, estás leyendo bien, ¡un pueblo entero en venta! Así fue que en el año 2015, los compradores de Esblada pagaron, tan solo, 280.000 euros.

Bibliografía consultada

  • Análisis Urbanístico – Tarragona. Ministerio de Fomento del Gobierno de España.
  • Informe sobre núcleos deshabitados. Autores Albert Cuchí Burgos y Juan Requejo Liberal.
  • Anexo: Despoblados de la Provincia de Tarragona. Wikipedia.
  • Sitio Web Aldeas Abandonadas Inmobiliaria.
  • “El Fonoll”. Guia del patrimoni historic i artistic dels municipis catalans.
  • “El Fonoll, poble naturista”. Sitio Web Oficial.
  • “La Mussara: un lugar siniestro”. Lugares con Historia Web.
  • “San Pedro de Savella”. Wikipedia.
  • “Marmellar, el pueblo de las tumbas vacías”. La Vanguardia.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *